Aventuras y desventuras con Google Reader

Imagen de Coquevas

Hace unos meses abandoné FeedDemon (local y de “pago”) como agregador (lector de blogs para los no iniciados en las ártes mágicas de la informática) y me pasé a Google Reader (global y de gratis). Por fin había encontrado un agregador web con las dos ventajas principales de FeedDemon y que no encontraba en ningún otro agregador que no fuese local.

La primera y más importante es que por mucho tiempo que me lleve sin mirar un blog, no quiero perder la información de “leídos/no leídos”. Es el principal problema de NewsGatorOnline, la versión web de FeedDemon. Guarda las entradas antiguas pero una vez salen del archivo RSS se olvida del flag de leído. A veces dejo algún artículo largo para cuando tengo tiempo libre y buscar entre 100 entradas cuál era la que dejé pendiente NO es una opción.

La segunda característica importante es la gestión de los elementos leídos. Lo que odio (y mucho) de Bloglines es que, cuando abres un feed, automáticamente marca todos los elementos como leídos. Hay blogs que miro de vez en cuando y que, aunque tienen mucho movimiento, me gusta leer enteros aunque sea poco a poco. Tener que marcar 200 entradas, una a una, como “no leídas” después de haber entrado para leer sólo 10 No es una opción.

De modo que en semejante búsqueda del agregador perfecto me hallaba el verano pasado cuando, a finales de septiembre, Google decidió que ya era hora de que su agregador dejase de ser una mierda. Le dio un lavado de cara, lo agilizó, le puso un interfaz bastante del estilo de Gmail y reinauguró Google Reader, al que deberían haber puesto el subtítulo de “ahora es un agregador de verdad”. Total, que me lié la manta a la cabeza, migré mis feeds y en 20 días ya estaba encantado. Podía tener mis sindicaciones allá donde fuese y sin los problemas antes mencionados.

Es cierto que ningún sistema es perfecto y en Google Reader también hay defectos. Algunos tontos como limitar el contador de elementos pendientes de manera que si tienes más de 100 (suelo rondar los 500 o 600, 3000 cuando me voy de vacaciones) te pone un 100+ y se queda más ancho que pancho, o también que algunas mañanas anda un poco saturado y tienes que volver a marcar como leídas algunas entradas que ya habías visto. Otra cosa que no hace es mostrar las categorías pero no son cosas tan vitales como las dos necesidades mencionadas al principio.

Oops Espero que los spammers no hagan OCR todavía.

Un par de veces me ha dicho lo de Oops! pero en general es una gran aplicación que, poco a poco, va añadiendo las sugerencias que los usuarios van dejando en el grupo de discusión, entre ellas ordenar por fecha ascendente o descendente, reproducir los vídeos incrustados sin tener que ir a la web original (ya resueltos), poder buscar entre los feeds o la molestia de los 100+ (aún por resolver).

También se nota el estilo de Google en algunas cosas. Tienes a tu disposición dos bookmarklets (uno para suscripción rápida y otro para ver el siguiente elemento pendiente de leer) y si usas el de “siguiente” cuando no te quedan entradas pendientes aparece esto:

The End of the Internet El enlace es éste: The End of the Internet

Si aún no sabéis lo cómodos que son los agregadores os los aconsejo, y no sólo Google Reader, cada uno se encontrará más cómodo con uno en particular y cada día más y más páginas con información importante añaden un origen rss así que ya sabéis, encontrad el vuestro y disfrutad de la procrastinación.

Comentarios


yo en realidad utilicé poco los sindicadores hasta que apareció Google Reader. Además, con las teclas de acceso rápido, es abrirlo, picar en un post e ir dando “j”, si quiero dejar algo para leer más tarde o porque me llama la atención le pongo la estrellita “share”. Una delicia.


Yo uso RSS Bandit en Windows y en Linux uso el Liferea ambos me gustan y cumplen todo lo que dices, lo que si quisiera que haga GoogleReader y así si o si me cambio es que sincoronice con algún agregador de escritorio, pero en resumidas cuentas esta bueno.


j j j j space v s j u space space space s j j j j . j. gh. r. r. r. j j j . r. r… :)


Yo usaba Alesti, que es más rápido que Google Reader pero me cambié. Y lo de Oops! me ha salido un par de veces.


¿Cuáles fueron tus motivos para el cambio entonces?


Pues que me cambié por probar. Además a veces Alesti se rayaba y te ponía sin leer cosas de hace semanas y ahora con Google Reader la opción de mostrar todo lo no leído por fecha y que tú sólo tengas que pasar con la rueda del ratón me moló. Pero sigo echando de menos la velocidad de carga de Alesti.


Yo hace mucho que utilizo GoogleReader (incluso las versiones anteriores, mucho peores) y ya me cautivó por varias cosas: A mí al menos, si me va rápido, muy simple y austero (lo que siempre me ha gustado de google), el mismo login que gmail …. Y con la versión de ahora estoy encantado aún más…

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.