Balance general

Imagen de Marietti

Reducir a unas pocas líneas mi experiencia en disney no será tarea fácil aun pero aun así lo voy intentar.

Desde el principio; la llegada a disney fue bien, una vez que llegas al edificio en el que te dieron cita, te hacen (y haces) el papeleo, pagas la fianza de la residencia, firmas el contrato y te dicen a donde ir al día siguiente y te llevan en autobús hasta la residencia. Al día siguiente es la tradición disney y después las distintas etapas de formación desde la más general a la más específica.

El trabajo en ticketing esta bien, es fácil pero puede ser un poco pesado puesto que la posición por la que se empieza es siempre en los torniquetes de entrada y lo que haces es pasar a la gente los tickets por la maquinita. Parece fácil pero hay gente muy muy tonta, como las mil personas al día que se te queda mirando con el ticket en la mano cuando toda la gente de delante ha pasado el suyo y te tienes que acercar, pasarlo tu y aun así los que viene con el se quedan mirando igual… En fin montones de cosas que aunque parecen súper evidentes la gente no pilla. El otro lugar de trabajo es el de cajero, es decir vender tickets que esta mas entretenido por que estas con un cinco personas más en una habitación. Si no hay clientes puedes dedicar a hacer el tonto con la gente, hablar, hacer guerras de gomas elásticas… Y si hay clientes siempre puedes hablar de los clientes y hacer coñas con los compañeros, por que desde fuera el cliente no se entera de nada, además estas sentado y dentro de un cuarto climatizado. Lo que tiene de malo es que trabajas con dinero y que hay cien mil formas de pago distintas. Luego estaba el asunto de la jerarquía en el trabajo que aunque podría haber sido una mierda no lo fue demasiado gracias en gran medida a que la mayor parte de los jefes eran gente muy competente y bastante agradable con las necesarias excepciones claro.

Lo mejor de todo ha sido sin duda el trato con los compañeros de trabajo con los que tanto si eran del mismo área como si no había un buen rollo estupendo. En la residencia tocapelotas a parte y sobretodo después del cambio de piso estaba muy bien. Y siempre podías encontrar a alguien con quien ir a pasar el rato, de visita o al parque o a Paris…

Resumiendo, que me alegro de haber ido y aunque al final estuve un poco quemado, la experiencia ha tenido muchas cosas buenas (más que las malas) y aunque no se si volvería, que no lo descarto, me ha encantado.

Comentarios


Más o menos era la impresión que había captado con tus posts, así que no podías ser más preciso :) Supongo que es una de esas experiencias que de pronto te encuentras y que tienes que aprovechar porque no sabes si tendrás otra ocasión para hacerlo. Así que nada, cuando tengas nietos podrás decirles: “niños, yo trabajé en Eurodisney”, aunque luego ni les interese :P


¿Y al final cuanto cobraste? ¿Cuantos dias trabajaste? Me interesa hacer lo mismo que tu aunque no se que tal esta el tema de pasta…

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.