Salir del armario, o entrar.

Imagen de Marietti

Eso tenían que hacer los aproximadamente veinte inquilinos del hotel clandestino que se escondía detrás de un armario de un restaurante chino en Fuenlabrada y que fue descubierto durante una inspección.

Articulo completo en elmundo.es

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.