juegos

Imagen de sprocket

Essen Spiel, la mayor feria de juegos de mesa del mundo


Essen Spiel

Oficialmente desde ayer Jueves y extraoficialmente desde el Miércoles ha comenzado Essen Spiel 2010, la mayor feria de juegos de mesa del mundo, que terminará este Domingo.

La web de la organización es penosa, pero es lo que hay.

Si tenéis curiosidad, en BGG (Board Game Geek) y en BGN (Board Game News) le están dando una cobertura mediática genial. Hasta la gente de BGG tiene un stream de vídeo en tiempo real, más los fragmentos que ya hayan pasado, editados on-the-fly más una aplicación en tiempo real (GeekBuzz) que mide el revuelo o la comidilla de Essen.

Además, el GeekBuzz sigue el Twitter hashtag #spiel2010 y #spiel10 e incluso te filtra los tweets en alemán, que son legión.

El año que viene estaré en Essen, en el Spiel 2011, presentando mi juego Kalua.

Imagen de sprocket

Sprocket presenta: "1856"


1856, un juego que dura 6 horas como poco

Seguimos presentando juegos de mi colección. Esta vez le toca el turno a 1856, que es uno de los más difíciles dentro de la serie 18xx.

Los juegos 18xx son una serie de juegos de simulación financiera de los 70’s creadas por el inglés Francis Tresham, en los que los jugadores son empresarios que invierten dinero en crear compañías de ferrocarril.

Todos los juegos de la serie siguen el mismo sistema de juego inventado por Francis Tresham, pero cada juego tiene ciertas variaciones en las reglas que los hacen únicos. Estos juegos son objeto de culto y son casi imposibles de conseguir. Hay un par de empresas que los venden bajo demanda, pero la lista de espera es de un año, lo cual le quita las ganas a muchos… Como son tan escasos el mercado de segunda mano está muy vacío y las únicas ofertas serán muy elevadas, llegando a haber gente dispuesta a pagar 200 o 300 euros por una copia de 1830, que es uno de los juegos más básicos de la serie (y tiene casi 40 años de antigüedad).

Por poner un ejemplo, mi copia de 1856 fue la última que quedaba en España y en Europa sólo queda otra en Italia. Este juego tiene 15 años de antigüedad y sólo se imprimió una única tirada, como suele ser habitual en los 18xx.

¡Pero pongámonos manos a la obra!

En 1856 necesitas una mesa grande

Lo primero que el entendido te va a decir es que cualquier partida de 18xx dura como mínimo 4 horas. Es decir, si todos los jugadores son expertos jugadores de 18xx, la partida durará 4 horas como poco. En nuestro caso, nuestra primera partida de 1856 duró 8 horas y fue fantástica aunque perdí miserablemente. Además, después de tanto tiempo, aún tenía la mente fresquita, no como otros juegos que te queman el cerebro cosa mala.

Lo segundo que te dirán los expertos es que necesitas una mesa grande para poder desplegar todos los componentes del juego. ¿Qué te viene en la caja? Pues vienen dos tableros de juego, uno de ellos es el mapa, que no es muy grande comparado con cualquier otro juego de mesa, y el tablero del Mercado de Valores (la Bolsa). También vendrán las acciones de las empresas públicas, las empresas privadas, los trenes, los hexágonos del trazado ferrovial, dinero, marcadores variados de estaciones, de préstamo, de puertos, de túneles, de puentes, los chárteres, que son unas cartulinas con el nombre de cada empresa pública donde tienen la Caja o Tesorería, los trenes, los préstamos, el destino y origen y demás datos de cada empresa y algunas cositas más que no mencionaré por falta de tiempo.

Y por supuesto te vienen no uno, sino dos libros de reglas. Uno pequeñito para una partida sosa de principiante, y el bueno bueno, con 32 páginas de reglas que están muy bien explicadas y se leen en un rato (largo, pero rato).

Mapa final de la partida de 1856

Obviamente no voy a explicar aquí las 32 páginas de reglas, por lo que diré que el juego consiste en crear empresas públicas, comprar algunas privadas, vender las privadas a las públicas para sacar tajada (típico), comprar trenes, construir vías de tren por todo Canadá, operar los trenes por todo el trazado posible sacando pasta por cada vez, pagar dividendos a los accionistas de las empresas o bien retener todos los beneficios para reinvertir en la propia empresa, comprar más empresas y vender entre ellas los trenes. También se puede putear muchísimo a los accionistas, por ejemplo, tenemos empresas A y B en las que somos presidente (accionista mayoritario) en ambas. Digamos que compro con la empresa B un tren guarro tipo 3 de la empresa A que va a ser inútil en la próxima fase. Como soy el presidente en ambas empresas, acuerdo que el precio por dicho tren obsoleto va a ser TODO el dinero que tiene la empresa B. Al final de la transacción, la empresa A queda con una montaña de dinero de B con el que puede comprar un tren más moderno o simplemente pagar dividendos para sacar dinero para su bolsillo personal (ésta es la forma de sacar dinero de la empresa de forma legal) y B queda con un tren que va a quedar obsoleto y sin un duro. En la siguiente fase de la Bolsa, vendo todas mis acciones de la empresa B al banco, por lo que los accionistas que han invertido en B, heredan la presidencia. Al vender dichas acciones, el valor de B en la Bolsa cae en picado dejando a B en la ruina o en una situación financiera más que dudosa. En nuestra primera partida, esto sólo pasó dos veces. Alan compró muchas acciones de LPS, robándole la presidencia a Julian. Trapicheó con los trenes, comprando los trenes último modelo de LPS para su propia empresa GW por 1 dólar cada tren. Luego vendió todas las acciones de LPS, haciéndola quebrar. Os podéis imaginar lo bien que le sentó a Julian esto. El juego tiene mecanismos para evitar hacer esto, pero hay que estar muy atento al valor de las acciones en la Bolsa y si te descuidas te la pueden meter doblada como en el caso de Alan y Julian.

Amiguetes jugando 1856

El juego es una experiencia alucinante. Te sientes totalmente inmerso en él y da la sensación de ser un importante inversor capitalista. Muchas veces da un poco de pena crear una empresa de cero, hacerla crecer, ganar dinero para luego tener que sacrificarla por una empresa más nueva, pero sin deudas, que te saldrá mucho más rentable de manejar. Duro y crudo como la vida misma…

El juego acaba cuando el banco se queda sin pasta o cuando cualquier jugador se arruina (ojo, no que una de sus empresas quiebre, sino que el jugador se quede sin empresas viables y sin pasta en los bolsillos).

El juego va por fases. Dichas fases se gobiernan por el tipo de tren que esté disponible en el mercado. Los trenes se compran por orden numérico. Se empiezan con tipo 2 (es decir, que pueden ir de una ciudad a otra sin parar por medio). Se siguen con tipo 3 (origen, parada intermedia y destino). Y así sucesivamente hasta llegar a los tipo diesel, que pueden hacer una ruta todo lo larga que se quiera sin pasar dos veces por las mismas vías.

Tantos cálculos en los pagos de dividendos, en la ruta más larga y beneficiosa, etc. hace indispensable usar un moderador, por lo que los juegos 18xx tienen ahora un software libre llamado rails (rails.sourceforge.net) que te ayuda en todo esto. De hecho en teoría se puede jugar simplemente usando este programa, ya que trae los mapas, tableros y todo lo necesario, aunque pierde un poco la gracia, ya que no tiene inteligencia artificial, y habría que sentarse todos delante del ordenador sin tener todos los componentes delante, pero vamos, es posible.

En nuestra partida, tardamos 8 horas en jugar y acabó porque me hicieron una putada y me arruiné, pero no me arrepiento en absoluto y ya hemos quedado para jugar en un par de findes. Esperamos bajar a 6 horas de juego esta vez.

En 1856 hay algo muy especial que se llama la CGR (Canadian Government Railways), que es la variante especial que la distingue del resto de 18xx. Digamos que hasta que la CGR se formó, yo iba de los primeros, pero por un problema de tempo, me pillaron en bragas y me arruiné de la noche a la mañana.

Este sistema de juego me ha cautivado y puede que sea mi juego favorito de todos los tiempos (a excepción del Go).

Imagen de sprocket

Sprocket presenta: "Automobile"


Automobile

Ya que estoy metido en el mundillo de los juegos de mesa, he pensado en iros mostrando algunos de los juegos de mi colección en esta nueva sección llamada “Sprocket presenta”.

Empiezo presentándoos Automobile, uno de mis juegos favoritos. Es un juego del ínclito Martin Wallace, uno de los diseñadores de juegos más exitosos del mundo y el que más del Reino Unido. Es mi modelo a seguir, ya que él mismo produce todos sus juegos y obviamente recolecta los beneficios que producen. En el pasado UK Games Expo 2010 en Birmingham tuve el placer de conocerle en persona y fue genial, aunque es bastante tímido.

Pero pongámonos manos a la obra.

En Automobile tenemos que fabricar coches y venderlos. Suena sencillo, pero no lo es tanto ya que empezamos de cero, cuando la industria del automóvil empieza en EEUU, por lo que hay que invertir mucho dinero en fábricas y el mercado del automóvil está empezando, por lo que hay pocos clientes. Dicho mercado irá creciendo hasta demandar coches más baratos que serán producidos en masa. Por otro lado, los coches de clase media son más caros de producir y dejan más beneficios, pero no tantos, y hay mucha competencia. Finalmente podemos fabricar coches de gama alta, que son caros de producir pero dejan unos márgenes de beneficio máximos. El problema es que hay pocos clientes ricos y hay que luchar con la competencia por ellos.

Automobile

El juego consta de 4 rondas y al cabo de éstas, el que tenga más dinero gana, así de sencillo. En cada ronda tenemos que abrir y/o cerrar fábricas, reclutar o despedir vendedores de coches (ésta es casi la única forma de vender los coches de gama alta), producir coches, invertir dinero en I+D, mejorar la tecnología, vender los coches, tomar decisiones ejecutivas (mis favoritas, donde puedes cerrar una fábrica gratis, dar descuento a tus compradores para vender más a costa de perder beneficios o conseguir ventas adicionales a cambio de gastar cubos de I+D), tomar préstamos, pagar intereses, recibir pérdidas y cubos de obsolescencia y actualizar la demanda entre otras cosas que me estaré dejando en el tintero.

Lo bueno de este juego es que no hay suerte. Es un juego económico en el que tu destino depende de tus decisiones y bueno, del mercado. Es importante saber estimar cuántos coches serás capaz de vender y minimizar tus pérdidas. Es muy realista y te sientes de verdad manejando tu pequeña industria.

Además este juego tiene en cuenta que la industria del automóvil, al empezar, era muy ineficaz y la tecnología quedaba obsoleta muy rápidamente y para ello asigna unos cubos negros que te perseguirán el resto de la partida salvo que elijas a ciertos personajes.

Porque en cada ronda cada jugador tiene que elegir uno de los seis personajes históricos, y cada uno tiene sus habilidades especiales y según el que elijas, así será el orden de turno.

Martin Wallace and Sprocket!

Los juegos de Martin Wallace suelen ser tildados de complejos, y bueno, suele ser verdad, pero Automobile lo he jugado con jugones y con gente normal y todos lo disfrutan. Cada partida dura unas dos horas más la explicación de las reglas la primera vez y entre hora y media y dos horas cuando ya se saben las reglas y depende mucho de lo lentos que sean los jugadores al tomar decisiones.

Lo he jugado siempre con 4 jugadores, aunque espero poder jugarlo con 5, para ver los cuchillos volar cuando nos peleemos por la demanda. Un juego al que le doy un 8/10 según la escala BGG (Muy buen juego. Me gusta jugarlo. Probablemente lo sugiera para jugar y nunca rechace una invitación a jugarlo).

Fotos tomadas de BGG (www.boardgamegeek.com)

Imagen de Marietti

El Tetris cansino


tetris cansino

Aviso, hay que tener mucha paciencia, yo solo he hecho tres lineas

Imagen de Coquevas

Cosas que hacer en Madrid cuando estás no-muerto


El sábado celebramos la Marcha Zombie ‘09 en honor del cumpleaños de George A. Romero, creador del género Zombie. No tengo el recuento oficial pero fuimos más de 500 no-muertos los que vagamos por las calles del centro de Madrid en busca del preciado alimento: CEREBRO!

La hermandad

No tengo muy claro si lo que llevaba es el tubo de ensayo era la cura o la causa de la infección.

La cura

Tenéis fotos para aburrir en esta búsqueda de flickr: zombie madrid

Y para los vivos, un par de fines de semana antes estuvimos jugando al Rock Band y al Guitar Hero III en la terraza de Riqui y Luis, proyectando una pantalla de 300 pulgadas con temperaturas que rondaban los 0ºC

Todas las fotos y vídeos en el set de Flickr de Guerrerotook

Imagen de Hodus

Un espejo al futuro


Al ver este vídeo me he y nos hemos reconocido a la mayoría de todos nosotros en un futuro, más o menos lejano aunque para algunos es ya inminente.

Soulnet, ya estás tardando en hacer las tarjetitas XD

Imagen de Marietti

TUBE-ADVENTURES


Supongo que a estas alturas esto ya lo conoceréis todos, pero es que aunque había oído hablar de este juego, nunca había jugado hasta hace un rato y me ha encantado. Se trata de un juego de elige tu propia aventura pero con vídeos de YouTube y bastante absurdos por cierto.

En busca de la panadería A demás de ser un idea muy original es muy divertido. Así que si no habéis jugado jugad y para los que jugasteis y os gustó sabed que ya viene la Y para los que ya lo conocieseis aquí os dejo segunda parte (versión 0.9)

Imagen de sprocket

Bájate Command & Conquer: Red Alert GRATIS


EA nos regala por su 13º aniversario el mejor juego de estrategia al que he jugado: Command & Conquer: Red Alert

Pulsa aquí para ir a la web oficial del aniversario y descargártelo totalmente gratis y de forma 100% legal

Los enlaces de descarga están en la parte de abajo de la página.

¡Muchas gracias EA!

Imagen de sprocket

Abierto el plazo de inscripción para "Go como asignatura de libre configuración"


Como ya comenté en este anterior post, mi juego más favorito, EL juego para mí con letras mayúsculas, el Go, se ofrece desde este año en la Universidad de Sevilla como asignatura de libre configuración.

YA SE HA ABIERTO EL PLAZO DE INSCRIPCIÓN para dicha asignatura.

En este primer año se obtendrá un Aprobado con tan sólo matricularse (y buena nota dependiendo del progreso que se obtenga) y la asistencia a clase no es obligatoria.

Así que es una buena oportunidad para quitarse de encima 3 créditos de libre configuración y además aprender a jugar a un juego que es apasionante.

El nombre oficial de la asignatura, para cuando vayáis a matricularos, es “INTRODUCCIÓN AL JUEGO JAPONÉS DE GO”.

Además se hará entrega del material necesario para jugar con los amigos totalmente gratis y que te puedes quedar.

Imagen de mJ

Doom Rickroller


Yo habría elegido a Camela, la verdad. Aun así tiene gracia :D