Aprende C y Java jugando

Imagen de sprocket

Estaba yo tan tranquilo echándole un vistazo a la lista de juegos de mesa más populares de Board Game Geek y me encuentro en el puesto 40 esto.

Juego de mesa de C

Aunque pueda parecer mentira, sí, es un juego de mesa para aprender C y Java (según lo que dicen los fabricantes). Está diseñado para que los niños empiecen a entender las instrucciones if, else, switch, case y demás desde su más tierna infancia. Como el juego podría ser demasiado árido, se han inventado que es una carrera de snowboard (que queda más molón).

¿Qué será lo próximo, un juego de mesa de Windows en el que el tito Gates anime a los tiernos infantes a programar líneas y líneas de código para su nuevo Office Suite? ¿Será ésta la razón por la que los programas de Microsoft tienen tantos fallos?

Comentarios


… y a mí que me parece una buena idea… los de mi generación (que en este blog creo que solo estoy yo, que soy el abuelo) aprendimos un huevo de geografía con los juegos tipo “viaje con nosotros” o “la ruta del tesoro”. Y en ningún momento tuvimos esa desagradable sensación a lo Calvin de “¿Eh? ¡Un momento! ¿estoy aprendiendo en mi hora de jugar?”.

Bueno, los tiempos cambian. Si cuando yo era pequeño aprendí basic para poder hacer mis propias aventuras conversacionales (ay, dónde estará mi fabulosa “Aventura de los señores del Kai”) no está nada mal que ahora se aprendan otros lenguajes de forma intuitiva.


A mí también me parece una buena idea y no porque aprendan un poco de C, sino porque eso daría pie a que le preguntaran a su padre ingeniero y él (en ese caso yo) les dara toda la información que necesitaran para poder hacer sus propios juegos. Yo siempre, SIEMPRE, he aprendido todos y cada uno de los lenguajes de programación, haciéndome juegos. Unos más tontos que otros, pero así es mucho más divertido y si hay que pelearse con el código, siempre se está mucho más motivado que si es un ejemplo de clase (puaj).

Siempre recordaré con gran cariño ese Klik&Play, un software muy intuitivo para “programar” juegos. Aún lo guardo como oro en paño, ya que se lo pedí a los Reyes Magos hace muuuuuuucho tiempo en vez de pedirles directamente un juego de fábrica. Ahora que lo pienso, quizás le haga una ISO al CD, antes de que se me pierda (o que mi madre lo “pierda”). Creo que mis hijos (futuros) se lo merecen.

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.