Eltocapelotas

Imagen de Marietti

¿Os acordáis de mi compañero de cuarto? Quizás alguno se preguntase por qué en posts anteriores decidiese llamarlo eltocapelotas, pues bien me dispongo a explicar las razones de semejante nomenclatura (que profesional me ha quedado).

Pues bien, al principio —y con esto me refiero a los dos primeros días— todo fue bien, claro que tampoco vi mucho a mis compañeros de piso. Pero el tercer día, al levantarme por la mañana, vi que mi compañero no estaba en la cama sino que dormía en el salón. Raro pero bueno, es francés, pensé. La noche siguiente pasó lo mismo, sólo que esta vez vi cómo se acostó en su cama por la noche y por la mañana estaba en el sofá. Entonces ya pensé que quizás se debiese al oso que llevo dentro y que sale algunas noches, pero como no me dijo nada, y no me traje a París la bola de adivinar —no me cabía en la maleta— pues nada, aunque su actitud hacia mí fue empeorando día a día.

Al fin un par de días después le pregunté y me dijo que es que como ronco por las noches lo molestaba, que por qué no me tomaba algún medicamento. Claro, de esos de cincuenta o sesenta lerus el bote y que además no funcionan… Le dije que no me funcionaban y se fue con cara de… de tocapelotas. Así que a partir de entonces empecé a dormir en el salón para no dar por saco, que tampoco es plan.

Pero lejos de mejorar su actitud, o disminuir su mosqueo, ahora parecía como si al dormir en el salón invadiese su espacio vital, ya que lo tiene ocupado con su ordenador, vídeo y tele. Más aun ahora cuando por la mañana tengo que entrar en mi cuarto o al cuarto de baño o hacer el más mínimo ruido puedo escucharlo diciendo cosas del estilo de “¡Ah! Mierda, que ruido haces. A ver si paras…”, o el otro día que vino mosqueadísimo a echarme la bronca porque después de ducharme no echaba agua en la bañera (pese a que la limpio con un trapo después de cada ducha).

Así que ahora cuando entro en casa, si esta eltocapelotas y le digo hola, él como mucho gira la cabeza para mirarme con cara de carajote.

Además no es sólo mi opinión. Por ejemplo el otro día estábamos cuatro o cinco hablando en el césped, cuando a toda leche se acercó un twingo tuneado.

twingo tocapelotas1

He de añadir que también tiene neones en los bajos y todo el equipo cani, pero además en gabacho.

Una de las chavalas que allí había dijo “Hay que ver que coche mas feo” y un par más se unieron al insultamiento del coche. Cuando se paró cerca de nosotros, ¿quien se bajo del coche…? eltocapelotas.

En fin, que me ha tocado un compañero de cuarto estupendo, como de costumbre. Suerte que para el año próximo en Granada ya conozco a mi compañero de piso y es un tío genial.

Comentarios


dioz, que tío más “auténtico”. Me da a mí que éste es de los frikis que habría que tener atado en una habitación xD


Pues ahora lo que deberías hacer es dejar de ser educado, roncar más, si puedes (incluso fuérzalo), y ve desnudo por la casa y cosas así. Que se joda. No merece ni tu respeto, ni la vida: tiene un twingo tuneado.


jo…. k mala suerte con tu tocap… digo compañero. yo voy el 25 de septiembre…espero tener suerte en ese aspecto!!! leerte es un balsamo porque estoy un poco asustada. yo voy 15 meses y no se a lo que voy. te tratan bien?? ves contando cositas marietii

gracias y fighting!!

normi


Donde vivo, en ibiza, tambien habia un twingo tuneado, pero era ese color entre rojo y rosa, similar a la plastilina, era el unico twingo tuneado de la isla, y generaba todo tipo de adulaciones y alagos a su paso, el caso esque siempre se quedaba tirado, yo veia el coche ahi parado y el dueño mirando con el capo abierto…claro tantu tubo y tantas cosas metidas en el pobre trasto…

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.